Más de 200 policías mexicanos murieron a manos del crimen organizado

Entre enero y julio perdieron la vida en el cumplimiento de sus funciones 210 policías mexicanos, según datos divulgados hoy por la organización Causa en Común. Los uniformados, hombres y mujeres, murieron en enfrentamientos, emboscadas o motines, sobre todo en estados donde hacen presencia carteles de la droga y otras organizaciones criminales. Guanajuato, Guerrero, Puebla, Veracruz y Estado de México acumulan la mayor parte de las muertes. Los datos recabados por Causa en Común refieren que los asesinatos se ejecutaron en 110 municipios, principalmente entre los meses de mayo, junio y julio. Guanajuato es la entidad más peligrosa para los policías del país, ya que durante este periodo sufrieron 34 homicidios. PL