Dificultades para atravesar pueblos de la región Sur evidencian necesidad de circunvalación

BANÍ-AZUA. Atravesar las provincias Peravia y Azua de Compostela se torna cada vez más difícil. Y es que las grandes cantidades de vehículos que avanzan hacia el sur corto y profundo al llegar a estos puntos se estancan formando fuertes tapones.

El notable crecimiento demográfico y vehicular han hecho de estas provincias trincheras tanto para quienes se desplazan en vehículos privados, como para el transporte público y local.

Residentes de estas localidades dicen que los principales inconvenientes se presentan en horas picos (de 8:00 a.m., a 11:00 a.m., y de 3:00 p.m., a 7:00 p.m.)

“En horas de mucho tránsito a veces uno se toma hasta 20 minutos para salir de Baní”, dijo un chofer de una de las rutas que por aquí circulan.

Baní y Azua están entre las provincias más pujantes de la región sur, donde diariamente cruzan por sus calles los distintos camiones que transportan los productos agrícolas que van y vienen de la ciudad de Santo Domingo y otras provincias.

Además, por estos puntos cruzan las guaguas del transporte interurbano que van al resto de las provincias del sur, entre ellas, Pedernales, Barahona Elías Piña y San Juan; esta última también es afectada por la gruesa circulación vehicular.

Una fuente ligada al Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones y Comunicaciones dijo que por el momento el proyecto de construcción de la vía de circunvalación de Baní atraviesa un proceso de licitación, mientras que la de Azua avanza en su construcción.

La carretera Francisco del Rosario Sánchez, que pasa por el interior de ambos pueblos, en la más afectada por el caos vehicular.