Juez emplaza al Ministerio Público a hacer una investigación objetiva en caso de 22 armas

SANTO DOMINGO. El juez Alejandro Vargas dio un plazo de dos días al Ministerio Público para que presente una acusación “más objetiva” en contra de un hombre apresado por miembros de la Policía Nacional cuando transportaba 22 armas de fuego en una mochila, que supuestamente iban a ser llevadas a un taller de mantenimiento en el sector de Villa María de la capital.

De acuerdo con lo que transcendió en la vista de ayer, de las 22 armas que llevaba en su equipaje el imputado Ricardo Beltré Beltré, 10 son propiedad del Ayuntamiento de La Vega y dos del general del Ejército, Pedro José Almánzar Martínez, el resto son armas de fogueo (réplicas de alta calidad que no permiten el disparo de proyectil).

Según explicó en audiencia el propio general Almánzar, las armas se las enviaron desde el Ayuntamiento de La Vega, donde trabajó como jefe de la Policía Municipal durante mucho tiempo. Supuestamente se las entregó al imputado Beltré (persona de su confianza) para que las llevara a un taller donde le hacían el mantenimiento a un costo más barato.

La Policía y el Ministerio Público aseguran que el hombre fue apresado cuando fue sorprendido pasando un arma de fuego a un individuo desconocido.